27 DE JULIO: ¿POR QUÉ ES EL DÍA INTERNACIONAL DEL PERRO CALLEJERO?

Sabías Qué

Por: Redacción

27 de Julio de 2022 a las 15:00

27-de-julio-por-que-es-el-dia-internacional-del-perro-callejero

Este 27 de julio se celebra el Día Internacional del Perro Callejero, impulsado por toda Latinoamérica a través de redes sociales.

La conmemoración busca fomentar la adopción y entender su importancia, así como crear conciencia del cuidado que merecen los animales.

México es el país con la mayor cantidad de perros callejeros en toda América Latina, un problema que es invisibilizado en muchas ocasiones.

De acuerdo con las cifras del INEGI, existen un total de 23 millones de mascotas en México. Sin embargo, de todos estos animales, únicamente 5.4 millones tienen un hogar permanente.

Según datos de la Brigada de Vigilancia Animal, tan solo en la Ciudad de México hay 1.2 millones de perros callejeros. Y los refugios están superpoblados.

Debido a los gastos de alimentación, veterinaria o un cambio de residencia, mucha gente acaba abandonando a los perritos. Incluso simplemente los echan a la calle porque han crecido más de lo esperado.

El maltrato al perro callejero

Los perros sin hogar, ya sean nacidos callejeros o abandonados, sufren problemas como el abuso y el estrés. Cabe señalar que en varias entidades del país el maltrato animal es un delito.

Por ejemplo, según el Código Penal de la Ciudad de México, quien maltrate y lastime a un animal será sancionado de seis meses a dos años de cárcel. Además de multas de 3 mil a 6 mil pesos.

De acuerdo a estudios recientes, en México, mueren cada año unos 60 mil animales a causa del maltrato, aunque esta cifra puede aumentar considerablemente pues no hay un dato que contabilice la violencia que se ejerce contra los animales callejeros.

Los estados de Colima, Guanajuato, San Luis Potosí, Jalisco, Puebla, Nayarit, Yucatán, Quintana Roo, Chihuahua, son sólo algunos que han hecho modificaciones en sus leyes para proteger a los animales.

Adopción y esterilización, motivo del Día Internacional del Perro Callejero

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y la World Society for Animal Protection (WSPA) apuntan que la única manera de detener la sobrepoblación canina callejera es la esterilización y la educación ciudadana.

Así, el Día Internacional del Perro Callejero cumple asimismo la función de plataforma para divulgar información del tema, conocer las organizaciones sin fines de lucro que colaboran a favor de mejorar la calidad de vida de los animales y hacer eco de las campañas de adopción.

LA HISTORIA DEL MONUMENTO AL PERRO CALLEJERO TE ROMPERÁ EL CORAZÓN

En la esquina que forman la calle de Moneda y la Avenida Insurgentes en Tlalpan, se encuentra desde 2008 uno de los monumentos más tristes de la Ciudad de México: el monumento al perro callejero. Su nombre no esconde ningún secreto, está dedicado a los lomitos abandonados y de la calle, y, tal como ellos, la estatua también permanece en el olvido.

El monumento retrata a Peluso, un perro rescatado por Patricia España, fundadora del santuario para perros Milagros Caninos, que falleció tan solo cinco días antes de que la estatua fuera inaugurada en julio de 2008. Peluso recibió los cuidados de Patricia hasta sus últimos días, pero el abandono y maltrato previo fue tan grave que le provocaron insuficiencia renal, moquillo y sordera.

La artista Girasol Botero fue la encargada de representar a Peluso y a todos los perros abandonados del país.

Sin embargo, lo que en ese entonces fue un intento por concientizar a los ciudadanos que adquieren mascotas y después desisten de cuidarlas, resultó irónicamente en una metáfora de esta misma situación. Hoy el monumento al perro callejero, se encuentra vandalizado, rodeado de maleza, y así silenciando esta placa que lleva las que serían 'las últimas palabras' de Peluso:

"Mi único delito fue nacer y vivir en las calles o ser abandonado. Yo no pedí nacer y a pesar de tu indiferencia y de tus golpes, lo único que te pido es lo que sobra de tu amor, ¡Ya no quiero sufrir, sobrevivir al mundo es solo una cuestión de horror! ¡ Ayúdame, ayúdame por favor!", Peluso.

Solo mirar la estatua de bronce de 89 kilos resulta impactante, cada detalle realista de la estatua no deja otra alternativa más que reflexionar. Las costillas saltadas, la patita lastimada y la expresión cabizbaja de Peluso es algo que se queda grabado en el corazón de cualquier transeúnte.

Imagenes

Comentarios

Publicidad