REGISTRAN CASOS DE LEPRA EN YUCATÁN Y QUINTANA ROO; HAY 89 EN TODO EL PAÍS

Salud

Por: Redacción

15 de Octubre de 2020 a las 16:30

registran-casos-de-lepra-en-yucatan-y-quintana-roo-hay-89-en-todo-el-pais

De acuerdo con el reporte del Sistema Nacional de Vigilancia Epidemiológica (Sinave) tres casos de lepra se registraron en Yucatán y dos en Quintana Roo.

El informe señala que las personas infectadas son todos hombres y se han sometido a un tratamiento en hospitales públicos de la Secretaría de Salud.

La SSA informó que realiza el monitoreo ante el surgimiento de nuevos casos, ya que existe la posibilidad de que más personas se encuentren contagiadas al estar en contacto con los hombres infectados.

Además, las autoridades sanitarias alertaron que Sinaloa es la entidad donde hay más reportes de esta enfermedad, con 15 hombres y 17 mujeres.

De acuerdo con el Boletín Epidemiológico del Sistema Nacional de Vigilancia Epidemiológica, en lo que va de 2020, en México se han registrado 89 casos de lepra.

En Sinaloa se han reportado 32 casos de lepra; le sigue Michoacán con 15; Jalisco con 6; Nayarit con 5. Chiapas y Nuevo León registran cuatro enfermos, respectivamente.

En tanto, los que tienen entre 1 y 3 son: Estado de México (1), Morelos (1), Oaxaca (1), Aguascalientes (1), Baja California (2), Coahuila (2), Guanajuato (2), Quintana Roo (2), Tamaulipas (2), Colima (3), Guerrero (3), Yucatán (3).

La lepra es una enfermedad infectocontagiosa crónica, causada por el Mycobacterium leprae, que afecta principalmente la piel y los nervios periféricos. Se manifiesta como manchas o placas hipopigmentadas, rojizas, cobrizas, nódulos e infiltración difusa generalizada; las lesiones se presentan en número y formas variadas, están asociadas a anestesia, alopecia y anhidrosis.

La localización más frecuente es en cara, tronco y extremidades. Puede haber infiltración difusa generalizada o zonas con trastornos de la sensibilidad sin lesión dermatológica. El período de incubación puede variar de uno hasta 20 años.

La lepra se clasifica en dos tipos polares: lepra lepromatosa y lepra tuberculoide, así como dos grupos de casos (indeterminados y dimorfos). En general, tiende a afectar ojos, piel y nervios periféricos.

Cada una tiene manifestaciones clínicas distintas. En la lepra tuberculoide se puede observar una o pocas manchas blancas, sin sensibilidad. En la lepromatosa las lesiones tienen forma de nódulos (bolas) que pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo. Otro tipo es la difusa, en la que se observa la cara lisa, brillante (facies suculenta), debido a la infiltración de la piel por el bacilo.

Las personas que sufren de este último tipo presentan alopecia de cejas y pestañas, además de un cambio en la esclerótica (parte blanca del ojo), la cual toma una tonalidad azulada. Además, si no son atendidas de manera oportuna pueden presentar deformidades en la nariz (catalejo) y extremidades.

La lepra es una enfermedad que ha disminuido su frecuencia en México, debido a las diversas acciones realizadas durante décadas para combatirla.

A pesar de que México ha logrado desde 1994, la eliminación de la lepra como un problema de salud pública, al registrar una prevalencia de menos de un caso por 10,000 habitantes, como lo establece la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Secretaría de Salud fortalece las acciones a fin de lograr su control definitivo.

Los medicamentos que se utilizan para tratar la enfermedad son: dapsona, rifampicina y la clofazimina, los cuales son gratuitos y se cuenta con abasto suficiente en México.

Debido a que la multiplicación del bacilo es muy lenta, pueden pasar hasta 20 años para que aparezcan las lesiones en piel. Su contagio es por medio de partículas de secreción nasal u oral cuando existe contacto estrecho y frecuente con una persona infectada.

Imagenes

Comentarios

Publicidad